Desde el primer día que abrimos nos embarcamos en la bella tarea de ofrecerle a nuestros comensales lo mejor. No quisimos comprar el pan. Quisimos que la masa leudara bajo nuestro techo, queríamos amasarla con nuestras manos y hornearla en casa. Y de esta forma poner en cada mesa un gesto cariñoso para todos quienes […]